"NUESTRAS TRADICIONES Y COSTUMBRES SIMBOLO DE NUESTRA IDENTIDAD CULTURAL**** Síguenos en facebook: GERMAN HERNANDEZ GHERZ" PINOTEPA DE DON LUIS: HISTORIA Y TRADICION

miércoles, 2 de abril de 2014

HISTORIA Y TRADICION

HISTORIA Y TRADICION
PINOTEPA DE DON LUIS


HISTORIA Y TRADICION





PINOTEPA LA GRANDE (Pinotepa Nacional) y PINOTEPA LA CHICA (Pinotepa De Don Luis)

En su libro "Pinotepa Nacional. Mixtecos, negros y triques", Gutierre Tibón recuerda que Pinotepa la Grande fue encomendada al Rey y Pinotepa la Chica a un cierto Don Luis. El Rey era Carlos I de España y V de Alemania; pero también Don Luis fue un personaje fabuloso. El Don Luis de Pinotepa la Chica era Don Luis, Mariscal de Castilla, dueño de las minas de Taxco y uno de los hombres más ricos del Virreinato. Después de su muerte en 1587, su latifundio de Pinotepa de Don Luis -una pequeña parte de las tierras que poseía en esta región- pasó a formar parte de la hacienda de la familia Leyva hasta 1934, fecha de creación del ejido.

Pinotepa del Rey tomó en algún momento de su historia el nombre de Pinotepa Nacional y se transformó en una ciudad mestiza y comerciante mientras que Pinotepa de Don Luis conservó el nombre del primer encomendero que la tuvo a su cargo y su población indígena -no se ven afrodescendientes en sus calles como en los pueblos vecinos de Jamiltepec, Santiago Collantes o Cuajinicuilapa y los mestizos no representan sino una pequeña minoría de sus habitantes.

Nada en la Pinotepa de Don Luis que descubre el visitante recuerda su antigüedad: Al final de la Revolución Mexicana, Pinotepa de Don Luis quedó arrasado... Si se tuviera que cambiarle el nombre a este pueblo, se podría haberle puesto El Fenix. Y cuando en 1968, un terremoto dejó cuarteado el templo -tuvo que ser derrumbado y reemplazado por el edificio de estilo moderno que se ve ahora- no quedó ningún edificio antiguo en el pueblo con la excepción de dos o tres casas del principio del siglo pasado, escondidas fuera del centro.

El pozahuanco de Pinotepa de Don Luis alterna bandas horizontales de color granate, morado y azul, colores que se obtenían en el pasado de colorantes naturales: grana cochinilla, caracol púrpura, añil entre otros. Hoy en día, los pozahuancos de uso cotidiano siguen siendo confeccionados en el tradicional telar de cintura hecho de palos de madera, pero con hilos de algodón industrializados teñidos con colorantes químicos. Sin embargo, para las fiestas o las bodas, las mujeres usan los pozahuancos de caracol -cuyo color violeta proviene del caracol púrpura-, el Plicopurpura pansa, un pequeño molusco que habita la costa rocosa del Pacífico.color violeta proviene del caracol púrpura-, el Plicopurpura pansa, un pequeño molusco que habita la costa rocosa del Pacífico.

By: Jesus Fuentes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario